Infraestructura
Inteligencia artificial
IA
HPE

Exprimiendo el potencial de la inteligencia artificial

Las tecnologías y herramientas basadas en IA se imponen como uno de los elementos de extracción de valor claves de los próximos años.

robot

Dentro del factor diferencial que están suponiendo las nuevas tecnologías para las empresas y la sociedad actual, algunas de sus ramas despuntan por encima de otras en lo que a aporte se refiere. Es el caso de la inteligencia artificial. Según el informe Sizing the prize, de la consultora PwC, la IA contribuirá en 2030 a la economía mundial con 15,7 billones de dólares, lo que supone más que la aportación actual de China e India juntas. 

En global, según este documento, el producto interior bruto se incrementará un 14% por efecto de las tecnologías basadas en inteligencia artificial. De los 15,7 billones de valor que sumará la IA, 6,6 billones se corresponderán a productividad mejorada por efecto del uso de técnicas basadas en esta tendencia en distintos verticales y negocios, y 9,1 billones por su consumo. 

Los sectores con mayor potencial, que conseguirán una mejor adopción y un grado de madurez en su uso más rápidamente, son el de la salud, con empleo ideal en diagnóstico, imagen y prevención, y la automoción, con la conducción autónoma como principal punta de lanza. En el extremo contrario están las industrias energética y manufacturera, que se prevé que tarden más en disfrutar de los beneficios de la IA. 

De forma transversal a estas industrias y sus usos propios de la inteligencia artificial, están las que trabajan en el desarrollo de herramientas para la TI. En este sentido, también la IA está suponiendo un factor de cambio de juego, que permite mejorar el desempeño en general, lo que se traduce en beneficios como una gestión de la experiencia de cliente optimizada. Entre las compañías de este mercado está HPE, que precisamente acaba de anunciar novedades en su portfolio para mejorar la capacidad de uso de sus clientes de la inteligencia artificial para el funcionamiento de su negocio. 

Algunas de estas nuevas posibilidades del catálogo llegan por la parte de HPE Pointnext: HPE Digital Prescriptive Maintenance Services y HPE Artificial Intelligence Transformation Workshop. La primera permite la automatización de la prevención de problemas, aumentando la productividad del equipamiento industrial. El Workshop asesora a las empresas sobre cómo sacar el mayor partido posible de la IA. Además, ha anunciado la llegada de HPE Apollo 6500 Gen10 System, un sistema de computación de alto rendimiento especialmente pensado para el deep learning. 

El trabajo de la compañía se ha visto además impulsado gracias a un nuevo acuerdo de partnership con la firma de almacenamiento definido por software WekalO, que permitirá el empleo de almacenamiento optimizado para entornos de trabajo con IA. 



Otros contenidos